LOS BENEFICIOS DE LA PRÁCTICA DEL AJEDREZ EN LAS ESCUELAS

joaquin para documentoDon Joaquín Fernández Amigo, Doctor en Ciencias de la Educación con la Tesis: Utilización de material didáctico con recursos de ajedrez para la enseñanza de las matemáticas. Estudio de sus  efectos sobre una muestra de alumnos de 2º de primaria.”, con resultado de Sobresaliente “Cum Laude”.

Entrenador, autor de más de un centenar de artículos publicados en la revistas más prestigiosas de ajedrez y pedagogía, conferenciante, autor del libro “Els Escacs a Parets” y  coautor de la colección de libros pedagógicos sobre la enseñanza del ajedrez “Juega y Aprende” y amigo de la Escuela Infantil DELPHOS, nos aporta sus experiencias y nos fundamenta en éste artículo escrito expresamente para la Escuela Infantil DELPHOS,  los beneficios de la práctica del ajedrez en la escuela:

El ajedrez a edades tempranas es un extraordinario recurso para que se desarrollen los mecanismos de aprendizaje básicos para su futura etapa como escolar. Lo que se pretende con este juego no es formar campeones, sino que aprenda a pensar y desarrolle su inteligencia.

A nivel general la práctica continuada del ajedrez aporta grandes beneficios en la formación del alumnado. Por una parte ayuda al desarrollo cognitivo ya que mejora la atención y concentración, el razonamiento lógico y el cálculo numérico, la resolución de problemas, la creatividad, la memoria, la planificación… En síntesis ayuda a pensar y a razonar.

Por otra parte “el rey de juegos” fomenta valores como el respeto, la cortesía, la honradez, la constancia… En resumen, el ajedrez es un extraordinario recurso para formar mejores personas y se integren en nuestra sociedad.

Se puede afirmar con rotundidad que el ajedrez es una magnífica herramienta para mejorar la educación del alumnado.

Habitualmente se considera que los jugadores de ajedrez tienen una clara inclinación hacia las matemáticas y son claras las similitudes con el ajedrez, ya que es un juego en el que aparecen:   el cálculo numérico, el razonamiento lógico, la resolución de problemas, la evaluación de cada posición, el pensamiento crítico, la intuición y la planificación; estrategias muy parecidas al estudio de las matemáticas.

Numerosas investigaciones demuestran que los estudiantes que juegan ajedrez incrementan sus destrezas para la solución de problemas, con respecto de las de sus compañeros y mejoran su rendimiento escolar. Partiendo de un planteamiento globalizador en la Educación Infantil, para trabajar matemáticas, podemos recurrir a:

  • SERIACIONES: ya sea de forma manipulativa o mediante fichas donde ante una serie, ellos tienen que elegir a pieza que va (en unos casos que la elijan ellos, en otros le damos opciones). Las seriaciones podrán ser atendiendo a la forma de la pieza o a los colores, (si es en ficha podremos introducir rojo, verde….).
  • DISCRIMINACIÓN VISUAL: le damos muchas piezas y deberán elegir (o rodear en la ficha) las piezas que son iguales…
  • CLASIFICACIÓN: mezclamos las piezas de varias cajas y las ponemos en una caja grande donde quede bastante espacio. Luego formamos grupos en clase de tres en tres. Colocamos la caja retirada de la zona de salida, y cada grupo tendrá que ir a la caja moviéndose de una forma especial, (por ejemplo a pata coja, a gatas, con pasitos de enanito, con pasos de elefante…) hasta llegar a la caja. Allí de uno en uno elegirá la pieza que el maestro vaya indicando y volverá al punto de salida caminando de la misma forma, entonces saldrá el segundo miembro de su equipo hasta coger todas las piezas. Nos aseguraremos de seleccionar las 16 piezas.
  • MEMORIA: empezamos colocando 3 piezas para que las memorice, luego le cambiamos el orden, y tendrá que ordenarlas de la misma forma. Iremos subiendo la dificultad poniendo más piezas.

Cada niño tiene su caja delante. Le decimos: sacamos dos peones blancos y un rey negro. Buscamos las torres que no sean blancas…y así sucesivamente subiendo el nivel de dificultad.

  • NÚMERACIÓN:
  1. Formamos la silueta de los números que se han trabajado en clase poniendo piezas en línea.
  2. Contamos un cuento donde introduzcamos el concepto de números y el valor de las piezas.
  3. Jugamos a saltar como el caballo, a mover como la torre tantos pasos como casillas indicadas por el maestro. Introducimos el baile y el ritmo.
  4. Para trabajar la atención podemos dar pequeñas órdenes; si doy una palmada buscamos peones, si doy tres palmadas, elegimos caballos…
  5. Les decimos que cuenten un número de piezas que les repartimos, luego les añadimos o le quitamos y volvemos a decirles que las cuenten ahora…De esa manera les iniciamos en el concepto de sustracción y adicción.
  6. Con el xilófono o el pandero damos tantos toques como el valor de la pieza y ellos tienen que decir su nombre.
  7. Decimos el nombre de una pieza y ellos dan las palmadas de su valor.

Hay que recalcar que prácticamente todas  las actividades en Infantil se pueden hacer con fichas de papel, pero en esta etapa es más atractivo que abunden las actividades de tipo manipulativo y de psicomotricidad. Además si las acompañamos con canciones de ajedrez o fondos musicales mucho mejor.

Se están dando pasos de gigante para que definitivamente el ajedrez sea una asignatura en los centros escolares, instamos desde estas líneas a que se realicen actividades de acercamiento al “rey de juegos” en las escuelas infantiles como los señalados a lo largo de esta colaboración, ello contribuirá a una mejor educación integral de nuestros alumnos.

Nos consta que la Escuela Infantil DELPHOS, trabaja desde hace varios curso académicos el “rey de juegos”, obteniendo un resultado muy motivador y sorprendente con los más pequeños.

firma

                                                 

   Joaquín Fernández Amigo.

Doctor de Ciencias de la Educación.